CulturaNotícies

Más de 500 sijes de Lloret de Mar rinden tributo al gurú que eliminó las castas

Gurdwara Shri Guru Nanak Dev Ji Singh Sabha

Este domingo 28 de enero, más de 500 seguidores del sijismo en Lloret de Mar, se congregaron para rendir tributo al décimo y último gurú sij, Gobind Singh Ji, quien en 1699 marcó el fin del sistema de castas. La concentración inicial tuvo lugar en el templo: Gurdwara Shri Guru Nanak Dev Ji Singh Sabha, inaugurado en 2015 en el polígono industrial del Rieral, situado en la Avinguda Vidreres de Lloret de Mar.

La comunidad cuenta con alrededor de 650 practicantes del sijismo en Lloret, población que cuenta con una diversa multiculturalidad con 102 nacionalidades. De la India actualmente hay censadas 1372 personas. Un municipio con casi el 50% de población inmigrante, y que además del templo sikh, cuenta con otros seis centros de culto, de religiones como la evangélica, la musulmana, la católica o la ortodoxa.

La comunidad sij en Cataluña, que consta con cerca de 12.000 personas, celebra la reunión central de esta festividad en Sant Adrià del Besòs.

Religión monoteísta, que tiene en la meditación, la generosidad y el trabajo honrado al servicio de la familia sus tres pilares principales. Nacida en el siglo XV en la India, tiene más de 25 millones de seguidores en todo el mundo. En Cataluña, hay una docena de templos gurdwaras abiertas a todos, donde se sirve comida diariamente. La comunidad sij destaca por la práctica del vegetarianismo, la abstinencia de alcohol y tabaco, y la promoción de la igualdad entre todas las razas.

Más de la mitad gurdwaras de Catalunya están en la provincia de Barcelona, donde en 1995 se abrió el primer lugar de culto. Sin embargo es en la Garrotxa donde existe la comunidad más numerosa, con cerca de 3.000 personas, seguida de otras comarcas como La Selva con Lloret de Mar como una de las poblaciones con más presencia.

El fin de las castas

Una de la particularidades de los sijes es el uso del mismo apellido, Kaur (princesa) para las mujeres y Singh (león) para los hombres. Una acción que supuso en 1699 el fin del sistema de castas y que fue uno de los principales legados del décimo y último gurú sij, Gobind Singh Ji (1666-1708). 

Al margen de que los sijs practicantes no se cortan nunca el pelo (Kesh), como signo de santidad y pureza, debajo del turbante llevan un peine de madera (Kangha), que simboliza la limpieza y pureza interior. También lucen una pulsera (kara) de acero, como compromiso con la verdad, así como un pequeño puñal (kirpan), que simboliza la valentía y la defensa de los más débiles y pantalones cortos que sirven de ropa interior, que representa la castidad.

En recuerdo al nacimiento del último gurú, ayer domingo 28 de enero, miles de sijes, procedentes de las cuatro provincias catalanas se encontraron en la gurdwara de Sant Adrià del Besòs, desde donde salieron en procesión sobre las 10.30h por las calles del municipio en una de las ceremonias y festividades más importantes de esta religión.

Deixa un comentari

L'adreça electrònica no es publicarà. Els camps necessaris estan marcats amb *

Articles relacionats

Back to top button